domingo, 7 de octubre de 2012

ALTO DEL AGARRADERO (PARQUE NATURAL SIERRA DE HUÉTOR)

Recorrido de lo más placentero, resaltando en él las impresionantes vistas en panorámica  que se logran desde algunos de sus privilegiados puntos estratégicos, véase el del objetivo principal del mismo, el Alto del Agarradero, así como ese otro etcétera  de balcones naturales, principalmente hacia las altas cumbres de Sierra Nevada, y  tantas otras de la baja y media montaña granadina
*
Recorrido efectuado sobre mapa de Topo-España
*
 Vista del recorrido en Google Earth
*
Perfil y altimetría del recorrido
(Para descargar el track del mismo, pinchad en el enlace habilitado al final de la entrada)
 Y después de dejar la A-92 atrás, tomando la salida 259 y el carril que lleva a la Peza, hacemos una breve parada aquí para ubicarnos en este laberinto de carriles. Unos ya conocidos, como éste que vemos en descenso a la derecha, y que lleva, con vereda final, hasta el nacimiento del río Beas, localidad de idem incluida.Tramo que se le puede añadir al presente, con objeto de convertirlo ya en una ruta de jornada completa y que tenemos programada, a nivel de club, para más adelante.
 Pero sigamos con la que nos ocupa...Disfrutando aquí de las vistas serranas nevadenses antes de continuar motorizados con la pista-carril que nos lleva
*
Dejando a nuestra derecha, a los 6 Km.aproximadamente de la salida 259 de la A-92, o a los 5,5 km.del recorrido por la pista de tierra, este desvío que lleva a la antigua Casa Forestal de Puerto Blanco. La misma que fue cedida posteriormente a la Comunidad Terapéutica Puerto Blanco, Hogar 20, hoy en desuso y totalmente abandonada. Visita opcional que se aconseja a la misma, para alargar un poco la presente, pero que nosotros no la efectuamos. Pudiéndole echar un ojo, eso sí, pinchando en este enlace, por si queréis ver esta misma zona completamente nevada como contraste, y  hacerse una idea, de paso, de lo que sería la ruta completa, la comentada al principio, con el añadido y extra de la salida y llegada desde y a Beas de Granada como posible ruta de jornada completa. 
*
 Carril que, tras este desvío como alternativa de la visita a la antigua Casa Forestal, pasa enseguida junto a las ruinas del antiguo cortijo de Puerto Blanco.
*
 Llegando al punto en donde dejamos el vehículo estacionado, en este cruce de cuatro caminos: a la izquierda, iríamos hacia la cañada del Muchacho, de frente, carril que continúa hacia la Peza, y...
*

  ...paralelo a éste, el que nosotros debemos de tomar hacia el Alto del Agarradero; el de la derecha, hacia las canteras de Molina, por el que volveríamos..
*.
Carril que discurre en sus comienzos entre pinos y algunos pinsapos
*
Paisaje otoñal que ya se iba dejando ver por aquí...
*
 Llegando al poco al punto de entrada a la fuente de la Mona o de la cañada de las Monas
*
Fuente de la Mona (1.390 m.a.) que visitamos en un abrir y cerrar de ojos
*
 Y que alimenta, alimentaba mejor, este estanque contiguo que vemos
*
 Ya que anda en la actualidad completamente seca
*
 Volviendo al carril principal en una zancada
*
Caminando por la pista principal de nuevo
*
 Camino que va ascendiendo suavemente hasta que llegamos a esta cerrada curva a la derecha 
*
 Y desde donde obtenemos una magnífica panorámica de las cumbres de Sierra Nevada. Debajo tenemos como referencia las ruinas que vemos
*
 Camino que desciende ahora...y avistando desde aquí nuestro objetivo del día, el Alto del Agarradero, el cerrete que vemos allá abajo, a la izquierda, con su caseta de vigilancia contra incendios
*
Y como destacada del día, el de la panorámica por excelencia
*
 Recortando nosotros, como ahorro en pasos por el carril de bajada-acceso al Alto del Agarradero, cuyo cruce-bifurcación anda un poco más adelante, por la vía directa. Bajando para ello por el senderillo a la vista, el mismo que han abierto a través de una zona poblada de juncos
*
 Carril hasta el que bajamos para continuarlo...
*
 ...y acercarnos hasta el Alto del Agarradero, en donde termina la pista de acceso
*
 Y aquí ya nuestro objetivo principal del día: el Alto del Agarradero (1.374 m.a.)
*
 Debiendo de tomar la vereda que sube en sentido contrario a las agujas del reloj para ello
*
Rodeo de derecha a izquierda hasta su cima...
*
 Con estupendas vistas mientras tanto hacia el pantano-embalse de Quéntar
*
 Pequeño cerrete que cuenta con una caseta de vigilancia contra incendios
*
 Y unas privilegiadas vistas en panorámica a la redonda
*
Vista desde el interior de la garita-vigía
*
Con el cerro de Buenavista (1.664 m.a.) allá al fondo
*
Y esa mano hoy de vistas en "agarre"
*
 Y a bajar que toca tras ello...
*
 Caminando, ahora sí, por su carril de acceso o de entrada-salida
*
Carril que desemboca en la comentada bifurcación de caminos: al frente, el que tendríamos que haber tomado, mejor seguido, si no hubiésemos atrochado; y el de la izquierda, continuando con el principal, y en el sentido del comienzo de la ruta, el que retomamos ahora con dirección a las canteras de Molina
*
Vista ahora de la bifurcación de caminos desde el lado-sentido opuesto. Así que nosotros, hacia el pinar del fondo
*
 Y con más de las idem. en cuanto a las vistas extraordinarias comentadas.
*
 Carril que primero sube...
*
 ...para luego bajar...
*
 ...mientras vamos rodeando el cerro de los Avellanos...
*
 ...y llanea.
*
 Con vistas desde por aquí y tan cercanas ahora del pantano de Quéntar, Calar de Güéjar Sierra, collado de la Trinchera y loma de los Jarales
*
Pantano de Quéntar que anda de los más "tristón" como vemos
*
 Debiendo de salvar esta alambrada por su respectiva, y que debemos de dejar como estaba: cerrada. Pista que termina en una fuerte bajada tras ello, al poco de dejar atrás esta alambrada, tomando allí el carril de la derecha
*
 Con un nuevo cruce de caminos a la vista, allá al fondo
*
 Con las canteras de Molina asomando a la derecha como referencia; y a las que nos tendremos que dirigir tras completar la bajada al barranco que tenemos debajo...
*
 Avistando allá abajo el barranco del Álamo o de la Plata y la llamada cañada Real de Dúdar; y al frente, la vereda en ascenso que lleva a la localidad de Beas de Granada, pasando antes por el Toconcillo
*
 Tomando ahora, la cañada Real de Dúdar en ascenso, con este giro a la derecha sobre el barranco del Álamo o de la Plata
*
 Vista atrás de la cañada Real de Dúdar mientras vamos subiendo por la misma con dirección a las canteras comentadas
*
 Parte del camino este que a su derecha cuenta con una buena cantidad de nogales
*
 Haciendo un pequeño alto en el camino para hidratarnos, ya que el calor había vuelto a sus andadas
*
Llegando al punto de entrada a las canteras
*
 Canteras de Molina o de Puerto Blanco que atravesamos con dirección norte
*
 Pasando enseguida, tras dejar la zona de extracción atrás, junto a la cadena que corta el paso a los vehículos
*
 Cruzándonos por aquí y ahora, ya finalizando este interesante recorrido, con esta piara de ovejas
*
Y de vuelta al cruce de los cuatro caminos que volvemos. Punto final y de inicio de nuestro corto, pero provechoso recorrido de hoy ¡Un saludo y hasta la próxima!
*
ALTO DEL AGARRADERO (PARQUE NATURAL SIERRA DE HÚETOR)
<->
Para realizar este agradable y placentero recorrido, destacando en él las impresionantes vistas y panorámicas  que se logran desde algunos de sus privilegiados puntos, véase el del objetivo principal del mismo, el Alto del Agarradero, así como ese otro etcétera  de balcones naturales, principalmente hacia las cumbres de Sierra Nevada  y  otras cumbres de la baja-media montaña granadina,  nos desplazamos desde Granada, tomando la A-92 con sentido Murcia. Debiendo abandonar la misma por la salida marcada como "Parque Natural de la Sierra de Huétor", (la salida 259). Continuando por el lateral derecho, tras ello, unos 400 m. aproximadamente, hasta el final de la misma casi en línea recta.  Tomando al final la pista de tierra que vemos  a la derecha y en suave ascenso. Pista que lleva a la Peza como referencia y que está en buen estado de conservación por cierto, y por la que circularemos durante unos 5.5 Km. Punto este en donde podemos hacer un alto en el camino motorizado, para opcionalmente acercarnos, caminando, por el carril que sale  a la derecha de la pista principal,  y que lleva a la antigua Casa Forestal de Puerto Blanco. Casa Forestal que fue cedida posteriormente por el A.M.A. a la fundación MS para convertirla en la Comunidad Terapéutica Puerto Blanco Hogar, 20; hoy en día en un lamentable estado de abandono pero que cuenta con unas estupendas vistas y variedad de arbolado que hace que sea de lo más interesante. Volviendo, tras  visitarla (no en nuestro caso hoy, porque ya la visitamos en otra anterior) al carril principal comentado.
Encontrándonos, a los pocos metros de este último desvío, a la izquierda del carril principal, con las ruinas del antiguo cortijo de Puerto Blanco, y al poco, todo recto y seguido, tras la corta subida que nos resta, con una gran explanada,  en donde dejamos el vehículo estacionado. Lugar que coincide con un cruce de caminos, con un total de cuatro opciones. De izquierda a derecha: se puede ir hacia la cañada del Muchacho, cortijo de Aguas Blancas y carretera de la Peza, Alto del Agarradero (de frente y seguido, nuestro camino a seguir) y a la derecha (carril por el que volveríamos) a las canteras de Molina o de Puerto Blanco.
Camino que avanza por un carril carretero, con la señal de “prohibido el paso para los vehículo no autorizados”,  en peor estado por cierto que la pista principal que nos trajo, en donde abundan los pinos de repoblación y algunos pinsapos. Deteniéndonos al poco, sobre la cota de los 1.400 m.a., en una zona por debajo justo del margen izquierdo del amino, detrás de los zarzales a la vista, para visitar la fuente de la Mona o de la cañada de las Monas, eso sí, que encontramos completamente seca. Manantial que abastecía un estanque contiguo,  y que contaba con un caudal de agua,  años atrás, de cierta importancia. Un paraje de lo más interesante y agradable que cuenta con vigorosas especies de coníferas de repoblación tales como el Abies- pinsapo -thuyas y algunos nogales.
Retomamos la marcha, volviendo al carril, y al poco, tras una cerrada curva a la derecha, por encima de las ruinas de un antiguo cortijo, obtenemos unas soberbias vistas de Sierra Nevada como premio. Comenzando aquí el camino en descenso ahora, mientras vamos topándonos con los indicios evidentes del incendio que asoló este paraje aquel nefasto 7 de agosto de 1993, en el que ardieron unas 6.000 hectáreas que acabaron con la vida de unos 800.000 árboles. 
Descenso durante el que atravesaremos unas cuantas  barranqueras pobladas de helechos, y algo  de sotobosque, y  que al llegar al punto en el que ya vemos el Alto del Agarradero con su inconfundible caseta de vigilancia contra incendios, podemos atrochar por la vía directa como ahorro en pasos y no seguir unos cientos de metros carril hacia delante y abajo; el mismo que más adelante se bifurca, y por el que volveríamos .
Carril que termina en el avistado Alto del Agarradero (1.374 m.a.). Un pequeño y aislado cerro, ubicado sobre unos tajos de vértigo y en esta hondonada sobre la que nos encontramos, y en el que existe una caseta de fogoneros, las de vigilancia contra incendios, con unas más que privilegiadas y excelentes vistas en panorámica de Sierra Nevada, pantano de Quéntar, Alayos, Trevenque, Silleta del Padul, Pico del Lucero,  y en donde hacemos la parada obligada para recrearnos en ellas.
Realizando tras ello el camino de regreso, ya sin atrochar, siguiendo por el carril de acceso hasta la bifurcación de carriles comentada, tomando nosotros ahora la pista de la izquierda, rodeando el llamado cerro de los Avellanos y continuando con las estupendas vistas de Sierra Nevada.
Camino que asciende primeramente, cruza un cortafuegos,  después  una alambrada  con su puerta correspondiente, que debemos de dejar cerrada,  para bajar al final y en picado, tomando el nuevo, hacia la derecha y que nos lleva hacia el barranco del Álamo o de la Plata, para tomar justo aquí la Cañada Real de Dúdar. Cruce de caminos y veredas este, que nosotros tomamos en ascenso, girando a la derecha. Para abajo iríamos al Cortijo de la Plata, y por la vereda de enfrente hacia la localidad de Beas de Granada, pasando por el Toconcillo antes.
Camino de la derecha que nos sube, caminando como decía por esta antigua cañada Real, la de Dúdar, hacia las canteras de Molina o de Puerto Blanco, las que debemos de atravesar, ya nivelados, en dirección norte, siguiendo el carrril carretero utilizado por los vehículos de transporte del árido que aquí se extrae, hasta llegar a la confluencia de los cuatro caminos comentada al principio y lugar en donde habíamos dejado el vehículo. Punto final y de inicio de esta interesante ruta de media jornada. ¡Un saludo y hasta la próxima!
*
DATOS BÁSICOS DE LA RUTA:
<->
- Itinerario:  Desde el cruce de los cuatro caminos indicados, pasado el antiguo cortijo de Puerto Blanco ( el la cañada del Muchacho, Cortijo de Aguas Blancas y carretera de la Peza, Alto del Agarradero, canteras de Molina), tomamos el paralelo al de la Peza, justo el segundo de la derecha que vemos de frente, caminando ya por la pista que pasa junto a la fuente de la Mona, y que nos lleva hacia el Alto del Agarradero. Volviendo por esta misma pista que rodea el cerro de los Avellanos con direccon al barranco del Álamo o de la Plata, cañada Real de Dúdar, canteras de Molina, finalizando la circular de nuevo en el cruce de los cuatro caminos. 
- Distancia del recorrido:   6,9 km.
Desnivel: * Ver perfil y altimetría de la ruta. *Desnivel de subida acumulado: 294,33 m. Desnivel de bajada acumulado: 294,64 m.Altura máxima: 1.462,43 m. Altura mínima: 1.346,91 m.
- Grados de dificultad: Dificultad ténica: baja. Dificultad física: baja
- Tipo de camino: carril carretero-pista, y algo de sendero.
Tipo de recorridocircular.
- Tiempo invertido: 2 h.
- Agua: llevar
- Época recomendada: primavera, otoño o invierno.

                             Pinchad aquí para descargar el track de la ruta ->  



2 comentarios:

  1. Agradable y bonito recorrido realizado por un grupo de amigos aprovechando tus fantásticas y detalladas indicaciones. GRACIAS.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Jose Emilio, y encantado de haberte estrechado la mano el otro día tras la conferencia en el Palacio de la Madraza. A ver si coincidimos ahora por esos otros caminos serranos. Un saludo campeón

    ResponderEliminar